Imatge de portada

Barcos / Pruebas a Motor

<< VOLVER

Bali 4.3, confort de gran crucero

20/09/20

La moda de los catamaranes ha motivado que las primeras marcas como Bali, por ejemplo, lancen sus modelos a motor, aprovechando la experiencia y la tecnología en la vela a los modelos a motor. En el Bali 4.3 MY se combinan la funcionalidad de los espacios con el confort, ofreciendo un barco cómodo y sumamente práctico, que navega muy bien, ideal para largas travesías. L.B.

Bali 4.3

El Bali 4.3 MY es un catamarán de gran crucero, con una navegación confortable y buena autonomía.

El Bali 4.3 MY inicia, sin duda, una nueva serie de catamaranes a motor. Este modelo, por otro lado, ha heredado buena parte del casco del Bali 4.3 a vela, con las mismas medidas de eslora y manga, y una carena que ofrece las mejores prestaciones en una navegación de semidesplazamiento, ideal para largas travesías.

El 4.3 MY ha sido concebido por los mismos creadores de la versión a vela, Olivier Poncin y Yann Chabaud, y el barco ha adoptado el mismo sistema de puertas basculantes del salón, lo que permite que este espacio principal quede totalmente cerrado o abierto, según convenga, en perfecta comunicación con la bañera, convirtiendo las dos áreas, interior y exterior, en un único espacio.

A las virtudes de la distribución y de algunas aportaciones en diseño y ergonomía, se añade las de la navegación propias de un multicasco de altura, tranquilo

La particular estética de este Bali le permite obtener buenos volúmenes interiores y amplitud en los distintos espacios de la cubierta.

CUBIERTA Y BAÑERA

El flybridge es, desde luego, uno de los espacios más sorprendentes de este catamarán y se accede a través de una cómoda escalera lateral por ambas bandas. Arriba presenta un amplio espacio destinado a la dinete con dos mesas y un sofá en forma de U en la parte de popa, que se completa con un mueble de servicio con una cocina cubierta. El fly es uno de los puntos fuertes de este catamarán, tanto por su amplitud como por el confort que ofrece.

Bali 4.3

Paso sanchos y acceso fácil al fly, en el Bali 3.4 MY todo está bien pensado.

En la proa Bali ha destinado el cuadrado entre los flotadores a una sala de estar al aire libre, con un enorme solárium complementado por una dinete, frente al parabrisas —que se puede abrir—, que queda en comunicación con la cocina interior.

Bali 4.3

La proa disfruta de una excelente dinete, además de un buen solárium.

Una buena solución que representa una buena alternativa a la dinete de la bañera de popa. En la popa, presenta una bañera con un gran sofá en forma de U que queda en total comunicación con el salón interior, aunque encontramos que el respaldo es demasiado bajo.

El salón se convierte en un único espacio con la bañera de popa al bascular las puertas hacia el techo.

Una de las soluciones más destacables aplicadas por Bali en este catamarán es la contar con puertas basculantes que se abren sin ocupar espacio, quedando en el techo, lo que ahorra espacio y resulta muy práctico.

La robusta mesa del salón central es ajustable, lo que permitiría formar una litera adicional.

Exteriores magníficos, seguros, con numerosos puntos de agarre bien repartidos, maniobra bien resuelta y una plataforma de popa que completa el programa de navegación mediterráneo con fáciles accesos por ambos lados.

El sofá de popa deja sendos pasos a los lados para acceder a la plataforma de baño.

PUESTOS DE GOBIERNO

Muchos catamaranes disponen de un puesto interior y otro en fly. Este es el caso del 4.3 MY, que dispone de uno exterior y el otro a estribor en la cabina, junto al salón. Diríamos que tan importante es uno como el otro y que ambos están bien equipados, ya que dispone de los básico en electrónica y demás instrumentación.

Uno de los puntos fuertes de este Bali es el sistema basculante de las puertas que quedan en el techo dejando la entrada totalmente despejada.

Los dos destacan por el amplio panel, donde se pueden instalar todos los equipos que se quiera. Sobra espacio. Ambos cuentan con una visera para evitar los reflejos y facilitar la lectura, tienen los mandos de los motores bien ubicados a la derecha, y ofrecen buena visibilidad. En el fly el parabrisas no es muy alto y cuenta con dos asientos fijos. Es cómodo y permite ver la proa a pesar de no tener el asiento muy alto. También se puede gobernar de pie, pero no resulta tan cómodo.

Tanto en el flybridge como en el interior los puestos de gobierno cumplen con lo esperado en un catamarán de larga autonomía.

Por su lado, el de la cabina presenta un asiento fijo en que para ir bien solo ha de ir el piloto, sin acompañante, y disfruta de una visión frontal perfecta, ya que queda algo elevado con respecto al salón. El parabrisas es grande y la parte central del mismo se puede abrir para favorecer la ventilación directa, lo que se agradecerá durante los días de fuerte calor.

Tanto en el flybridge como en el interior los puestos de gobierno cumplen con lo esperado en un catamarán de larga autonomía.

Dos puestos bien resueltos y adaptados a este catamarán de altura, para largas horas de navegación, cómodos y que, en estos casos, las travesías se gobiernan habitualmente con el piloto automático.

 

INTERIORES

El Bali 4.3 MY se ofrece en cuatro versiones de distribución de interiores, con tres o cuatro cabinas, y dos, tres o cuatro baños, y en el caso de la unidad que navegamos, ésta presentaba cuatro camarotes. Sin duda, es la versión más adecuada para el chárter.

Entre los numerosos detalles de este barco se agradece la enorme nevera que completa la cocina.

La decoración de este Bali es sobria, sencilla, práctica y muy funcional, exenta de lujos y de elementos superfluos, inútiles, y sin estorbos. El astillero ha decidido en este sentido aprovechar el espacio disponible inteligentemente, con una distribución básica muy racional.

El área de la cocina está muy bien resuelta, con un completo equipamiento y un mueble complementario encarado.

El salón está presidido por dos sofás, uno en L a babor, y otro enfrente, con una mesa regulable de alas abatibles. Más a proa la nevera y la cocina que está compuesta por muebles alargados encarados, al lado del puesto de gobierno. Este cuadrado principal es sin duda otro punto destacable de este catamarán, con mucha luz natural y excelente ventilación.

Los escalones que llevan a la zona de noche en ambos lados evidencian la altura de que dispone las cabinas. Así como los pasillos que roban el mínimo espacio.

Aunque este barco se destina tanto al programa de chárter como de armador, navegamos la versión con cuatro cabinas dobles, con cuatro aseos independientes. Cada camarote disfruta de buena luz natural y ventilación y, considerando la eslora de este barco, se han optimizado en cuando a volumen, altura, y amplitud.

Las cabinas disfrutan de literas grandes, con espacios de estiba debajo, que solucionan la capacidad algo limitadas de los roperos.

Interiores, pues, propios de un catamarán de alto confort, sencillos pero prácticos, ideales para el crucero de varios días, capaz de acomodar, en esta versión, hasta ocho personas sin el menor problema.

 

Las cabinas disfrutan de literas grandes, con espacios de estiba debajo, que solucionan la capacidad algo limitadas de los roperos.

NAVEGACIÓN Y CONCLUSIONES

En navegación, este Bali 4.3 MY es el confort puro. Muestra las mejores virtudes de un catamarán a motor: estable, suave en la conducción, con buena autonomía, y con ausencia de ruido y vibraciones. La velocidad de crucero con los dos Yanmar de 250 Hp está en torno a los 15-16 nudos, a 3.300 rpm ofreciendo una autonomía en este caso de unas 200 millas.

Las cabinas disfrutan de literas grandes, con espacios de estiba debajo, que solucionan la capacidad algo limitadas de los roperos.

Con el gas a fondo se pone por encima de los 21 nudos dejan al gobierno surfear sobre las olas. Sin embargo, la versión a motor de este Bali 4.3 MY ha visto modificadas sus formas de popa en los flotadores para adaptarse a los ejes directos de los Yanmar y a la capacidad de semiplaneo. Esto ha obligado a unas formas de sección más cuadradas y una especia de sobrequilla para proteger las hélices.

Los aseos disponen lavabo, inodoro y ducha, además de armarios.

En cualquier caso, el Bali 4.3 MY demuestra que puede hacer frente al mal tiempo con total eficacia. En cuanto a maniobra no posee una gran capacidad de giro en mar abierto, aunque en puerto, con una ciaboga, el barco gira sobre sí mismo sin problemas, como es habitual en casi cualquier catamarán a motor.

Un catamarán de larga travesía, para disfrutar de cruceros cómodos, de varios días de vacaciones a bordo, con todo lo necesario y con un promedio de crucero que lo convierte en un tragamillas con un consumo moderado.

Este catamarán a motor combina las mejores prestaciones de confort con una buena autonomía y la mejor navegación.

A destacar

Espacios interiores muy amplios, luminosos y bien ventilados.

Buena autonomía y navegabilidad.

Versión con cuatro cabinas para chárter bien distribuida y aprovechada.

 

A mejorar

Algunos acabados en general mejorables, en especial del mobiliario.

El respaldo de sofá de la bañera es algo bajo.

Características 

Eslora total:   13,10 m

Eslora de casco:         12,70 m

Manga:           7,12 m

Calado:           0,90 m

Desplazamiento:       13.500 kg

Gama de motorizaciones:    2 x 250 Hp Yanmar

Capacidad de combustible: 800 l (opción 1.600 l)

Capacidad de agua:  800 l

Capacidad aguas negras: 2 x 55 l

Plazas: 12

Categoría de navegación: A

Interiorismo: Lasta Design Studio

Proyecto: Olivier Poncin – Yann Chabaud

Arquitecto: Xavier Faÿ – Yann Chabaud

Constructor: Chantier Catana,

Importador:   Med Cat Group,

Precio:            a partir de 536.500 euros, (tres cabinas y dos baños) con dos Yanmar4LV250 de 250 Hp, y sin impuestos.

 

Motores

Marca y modelo:       Yanmar 4LV250

Potencia:        250 Hp (183 kW)

Tipo:   turbodiésel con ejes directo

Cilindros:        4 en línea

Cubicaje:        2.755 cc

Rpm máx.:      3.800

Peso:   332 kg

 

Seguro METROmar-Fiatc

Prima del seguro básico a terceros: 206,44 euros.

Incluye, responsabilidad civil obligatoria y voluntaria; defensa y reclamación de daños; y asistencia marítima.

 

 

Bali 4.3 MY

2×250 Hp Yanmar 4LV250

Rpm    nudos consumo l/h*            consumo l/mn           autonomía mn/l       autonomía mn

750      3,8       4                      1,05                            0,95                            760

1.000   5,5       6                      1,28                            0,91                            733

1.500   6,9       12                    1,44                            0,57                            460

2.000   8,7       20                    2,29                            0,43                            348

2.500   9,8       34                    3,46                            0,29                            230

2.800   12        46                     3,83                          0,26                            208

3.000   13,6     52                     3,82                          0,26                            209

3.300   16        64                    4,00                            0,25                            200

3.500   18,5     82                    4,43                            0,22                            180

3.890   21        110                  5,23                              0,19                         152

 

*Consumos según información de Yanmar

 

Aceleración de 0 a máx.:      19 segundos

Autonomía:   en torno a unas 152 millas a régimen máximo; y unas 200 millas a régimen de crucero de 16 nudos.

 

CONDICIONES DE LA PRUEBA

Personas a bordo:     7

Combustible: 60%

Agua:  70%

Estado de la mar:      rizada con algo de fondo y brisa.