Imatge de portada

Barcos / Pruebas a Motor

<< VOLVER

Cap Ferret 652 Open Club, más por menos

30/06/13

La firma B2 Marine, el astillero francés de las Cap Ferret, logra dar un paso más con esta lancha abierta de consola central que bate récords en la bañera por su versatilidad y posibilidades. Buenos acabados y un precio en pack poco menos que imbatible. LUIS BOSCH

Basada en una carena de gran planeo, esta Cap Ferret es singularmente versátil por su configuración de bañera.

Pocas esloras de este tamaño son capaces de ofrecer tanto, especialmente en el sentido de que en solo 6,50 metros se puede disponer de dos soláriums, dos dinetes y una cabina, además de un puesto de gobierno doble. B2 Marine hace muchos años que se especializó en pequeñas esloras con fueraborda, y cada vez obtiene mejores rendimientos en sus modelos, sobre todo por la versatilidad que ofrecen sus bañeras. De la Cap Ferret 652 propone tres versiones Open, una SunDeck, otra Swin, y esta Club, con grandes espacios abiertos y numerosos detalles que evidencian el estilo de la marca.

Además en este barco se da el caso de que su importador, Mica Nautic, mejora el barco que le llega de fábrica completando algunos detalles y ofreciendo un pack personalizado que deja la embarcación equipada y a punto para navegar. A esto se añade el pack con el Honda BF150, que además de suponer un sustancioso ahorro, es una potencia que se adapta perfectamente a este modelo.

Cubierta y bañera

La Cap Ferret 652 Open Club vale por dos. En su zona abierta, sin duda, da mucho más por menor. No es normal que en una eslora como ésta se pueda disfrutar de dos dinetes, o soláriums, simultáneamente. Esto da una idea de la experiencia del astillero en este tipo de barcos, de de cómo domina los espacios en esloras de tamaño reducido como ésta.

Las posibilidades de la popa admiten la transformación en solárium o dinete, con la misma mesa de proa.

La planta asimétrica, dejando un pasillo por la banda de babor de la consola y cerrando la banda de estribor con un lavamanos y el banco de proa, permiten aprovechar mejor el espacio disponible en la bañera. Pero, a propósito del lavamanos junto a la consola: el grifo sobresale como una escultura inútil en la cubierta, y la superficie adjunta, de gelcoat liso, es ideal para un resbalón al entrar en el barco. Punto rojo pues, fácil de modificar. Basta con dar grabado a esta superficie para no patinar y esconder el grifo en el lavamanos cubriéndolo con una tapa de teca. Y todo arreglado. No es grave pero hay que ir con cierto cuidado.

La proa, como hemos apuntado, admite la versatilidad de solárium o dinete. El pozo de anclas es correcto y los herrajes de amarre también. En popa, los dos asientos monoplaza del piloto y acompañante se pueden girar para formar una dinete montando una mesa en el centro (la misma que la de proa, a no ser que se compren dos), y el banco de popa admite un añadido para ampliar el asiento y formar un solárium alargado que abarca toda la manga.

La proa permite montar un solárium o la correspondiente mesa de dinete.

Bajo el banco de popa, a sendos lados, tenemos cofres de estiba, y en la popa no falta la escala de baño y detalle en teca para no resbalar y pasamanos para subir más fácilmente. La ducha es opcional (499 euros), así como el sistema de agua dulce a presión. Bañera sobresaliente por su aprovechamiento, diseño y versatilidad, en la que no faltan detalles como las regalas de teca, los pasamanos de inox, portacañas o los buenos acabados de fibra. Las cornamusas de popa, no obstante, quedan demasiado bajas y algo inclinadas.

Puesto de gobierno

Los dos asientos monoplaza son cómodos y regulables en aproximación y altura.

Cómodo, muy adecuado al barco, se ha ubicado en la parte de babor dejando espacio a estribor para un asiento del acompañante y la entrada a la cabina. La consola no es muy grande, pero puede repartir sobradamente los indicadores del motor. En la parte superior se ha colocado el compás y a la derecha, queda un pequeño espacio para colocar una pantalla multifunción con soporte de pie. Si se intenta colocar la pantalla en la consola, entonces los relojes del motor deberán agruparse muy juntos o, como propone el importador, se puede modificar agrandando un poco el panel para que quepa todo mejor. De todos modos es un puesto que permite dominar bien el barco, con asientos monoplaza regulables, aunque mejoraría con un sencillo reposapiés. El acompañante se puede agarrar al pasamanos de inox que rodea el parabrisas, una pieza de metacrilato que protege muy bien tanto al piloto como al acompañante. La palanca de Honda cuenta con el pulsador del power trim por el interior, de modo que fácilmente se regula con el pulgar de la mano derecha. Puesto correcto, adecuado a este barco y sus prestaciones.

El panel admite los indicadores del motor, y al lado se puede instalar una pantalla multifunción.


Interiores

La pequeña cabina no se limita únicamente al volumen que ofrece la consola, sino que se prolonga hacia delante por debajo del banco de estribor de proa. Una litera y un hueco para estiba determinan este pequeño camarote que, opcionalmente, admite un inodoro químico.Queda aislado por puerta de metacrilato oscuro de doble hoja y la tapa de fibra superior, aunque este espacio siempre será más útil como rincón de estiba que para estar dentro. En resumen, un espacio más en este barco que sorprende por sus dimensiones,

Navegación y conclusiones

La gracia de probar un barco con mala mar está en que se pueden conocer sus límites, sobre todo en una eslora como ésta que, con marejadilla y viento fuerza cuatro, es capaz de darlo todo. Los rociones son inevitables, pero nadie, en su sano juicio navegará con el gas a fondo cuando el barco puede salir fácilmente del agua. Hay que probar, no obstante, hasta donde el barco (dentro de unos límites) es capaz de ofrecer esta sensación de seguridad.

La 652 Open Club con el BF150 de Honda encuentra su mejor potencia, aunque el abanico de potencias recomendadas vaya desde los 115 hasta los 150 Hp. Sinceramente: que a nadie se le ocurra instalar los 225 Hp homologados en este barco y meter la palanca a fondo. Del mismo modo tampoco recomendamos la potencia de los 90 Hp: el barco apenas podrá planear con sobriedad.El BF150 es un buen motor y deja superar los 33 nudos, que no está nada mal. Sin embargo, el régimen de crucero cómodo deberá establecerse entre los 22 y los 24 nudos, dependiendo del oleaje.

El casco de este modelo es muy planeador, muy rápido y con gran respuesta de maniobra.

Para el planeo, en salida bastan 4 segundos, y manteniendo el gas a fondo, en 8 segundos más se pone por encima de los 33 nudos. ¿Qué más se puede pedir en una eslora como ésta? La dirección hidráulica y el pulsador del power trim bien situado en la parte interior de la palanca permiten en todo momento jugar con el asentamiento del barco. En realidad, esta Open Club es una lancha. Con gran respuesta de giro, muy manejable, rápida y segura. Además, en la unidad navegada el montaje del Mica Nautic está muy bien ajustado, de modo que no aireaba la hélice en virajes bruscos.

Por lo tanto sobresaliente en versatilidad y navegación. Luego están otras cosas, como el equipamiento de serie, por lo que el cliente deberá optar por el pack “Soleil” que sale por 1.685 euros, pero que incluye prácticamente todo lo necesario, como los cojines (que son muchos) la mesa y el toldo bimini, indispensable si uno no quiere achicharrarse en verano. Detalles a favor muchos más que en contra, con la salvedad del grifo que quiere ser pisado al entrar en el barco, o la superficie resbaladiza, o la tapa del lavamanos. Cosillas de fácil solución. Por último destacar el pack con el Honda BF150, la mejor opción de potencia para este barco, que representa un ahorro de en torno a los dos mil euros, que se pueden destinar al pack “Soleil”.

A destacar

+ Modelo con gran capacidad de planeo, muy deportivo.
+ Versatilidad en la bañera, con muchas posibilidades.
+ Bastantes detalles bien repartidos por todo el barco.

A mejorar

– La superficie de entrada, junto al lavamanos, debería contar con grabado antideslizante.
– El grifo debería esconderse en el lavamanos y contar con una tapa.
– No estaría de más un reposapiés para el piloto.

Características

Eslora total:6,38 m
Manga: 2,48 m
Calado: 0,40 m
Desplazamiento: 1.150 kg (sin motor)
Gama de motorizaciones: desde 115 Hp hasta 225 Hp
Capacidad de combustible: 200 l
Capacidad de agua: 60 l
Categoría de navegación, plazas: C/D
Plazas: 6/9
Constructor: B2 Marine
Importador: Mica Nautic 
Precio: 24.830 euros, pack con un Honda BF150 de 150 Hp y sin impuestos. Y barco solo, 12.750 euros, sin impuestos.

 

Motor

● Marca y modelo:Honda BF 150
Potencia: 150 Hp (112 kW)
Tipo:fueraborda inyección gasolina 4 tiempos
Cilindros: 4
Cubicaje: 2.354 cc
Rpm máx.: 6.000
Peso: 265 kg.

Cuadro de velocidades

Cap Ferret 652 Open Club 150 HP Honda BF 150

Rpm/ Velocidad nudos

700 / 2,6

1.000 / 3,7

1.500 / 5,3

2.000 / 8,1

2.500 / 10,9

3.000 / 14

3.500 / 17

4.000 / 22

4.500 / 27

5.000 / 29,5

5.350 / 32

5.500 / 33,5

 

Tiempo de planeo: 4 segundos
Aceleración de 0 a máx.: 12 segundos
Autonomía: en torno a las 150 millas a régimen máximo.


CONDICIONES DE LA PRUEBA

Personas a bordo: 2
Combustible: 25%
Estado de la mar: rizada a marejadilla, y viento fuerza 3 a 4.