Imatge de portada

Barcos / Pruebas a Motor

<< VOLVER

Rio Yachts Espera 34, una buena propuesta

9/02/20

Rio Yachts, con producción en Italia, ha lanzado este modelo en homenaje al primer barco de madera que construyó en 1961. La Espera 34 es, sin embargo, un modelo muy interesante por cómo combina su área abierta de la bañera con una cabina básica, ideal para el crucero de cierto compromiso. L.B.

 

Rio Yachts Espera 34

La Espera 34 aporta no pocas soluciones al programa de crucero de día cabinado, con una bañera versátil y unas prestaciones de navegación muy satisfactorias.

El nombre que recibe esta embarcación de Espera 34 se debe al primer modelo construido por el astillero italiano, Rio Yachts, en 1961. La actual Espera 34, en efecto, refleja en cierto modo el aire de aquella primera lancha construida en madera, cuando las embarcaciones eran solamente eso, barcos para navegar y no tanto para otras cosas, como ahora. La actual Espera 34 es para navegar, para sentirse cómodo a bordo, pero también luce, no pasa desapercibida y, en cierto modo, mantiene el ADN de una de las marcas con larga historia y prestigio en la náutica europea como es Rio Yachts.

Rio Yachts Espera 34

De estética marcadamente italiana, este modelo es un homenaje a la primera Rio, que llevaba el mismo nombre.

Esta marca produce sus embarcaciones en Italia, y tiene la capacidad de ofrecer un alto nivel de personalización en sus modelos, aun tratándose de esloras medias, lo que no es muy habitual en la mayoría de los astilleros similares.

La Espera 34 se centra en un programa de barco de día deportivo, con una obra viva dotada para la velocidad, y con la polivalencia de la bañera para transformarse según las necesidades de a bordo: dinete para compartir en torno a una mesa, o solárium para disfrutar del sol; o con top bimini para protegerse del bronceado.

 

Rio Yachts Espera 34

Gran plataforma de baño, ideal para el Mediterráneo, con el banco de popa que se desplaza para dejar la entrada libre a la bañera.

CUBIERTA Y BAÑERA

Uno de los puntos más llamativos y destacables de esta embarcación es la transformación de la bañera y cómo se efectúa esta. Los tres bancos se combinan para formar un solárium con las dos mesas (que además se estiban integradas en el piso de la bañera), pero el banco de popa se desplaza para dejar el paso libre a la plataforma de baño, solución inteligente y sencilla, que demuestra que Rio tiene experiencia en la construcción de modelos abiertos.

Rio Yachts Espera 34

La cubierta de proa queda más elevada para dar altura a la cabina. La claraboya alargada de proa proporciona mucha luz al interior.

El top bimini es una pieza importante porque puede cubrir prácticamente toda la bañera, aunque carece de un espacio de estiba propio y queda a la vista una vez recogido.

Rio Yachts Espera 34

La disposición de los tres bancos en forma de U permite varias combinaciones en la bañera.

El mueble de cocina, situado tras el puesto de gobierno es otro elemento importante. Se puede configurar según las preferencias, con nevera, fogones a gas o, como en el barco que probamos, con una parrilla independiente, de quita y pon, que resultaba ser mucho más práctica, limpia y funcional. Muchas veces los propietarios aportan soluciones que, si bien no son tan atractivas comercialmente, sí lo son en función de la comodidad.

Rio Yachts Espera 34

La mesa doble se guarda, cuando no es necesaria, integrada en el mismo piso dela bañera. Una solución inteligente más, aplicada a la funcionalidad y versatilidad de este espacio.

Una plataforma de baño grande, con su escalera y ducha, y la cubierta de proa elevada con respecto a la bañera, completan la zona abierta del barco. Nos gusta mucho que la teca de la cubierta forme parte del equipo de serie. Un detalle que no nos convence son las cornamusas de amarre de popa demasiado bajas e inclinadas, pero esto a veces es inevitable.

Rio Yachts Espera 34

El bando de popa se desplaza para dejar el paso directo a la plataforma de baño.

Bañera muy interesante, espaciosa, polivalente y que resulta ideal para este tipo de barco de crucero de día y con carácter deportivo.

El mueble de cocina es una pieza clave en este barco, y se puede configurar con los elementos que se prefiera. Aquí una barbacoa de quita y pon resultó ser muy práctica.

PUESTO DE GOBIERNO

En el centro, con dos asientos más, uno a cada lado del piloto. Es vistoso y cómodo, con buena visibilidad y dotado de una consola perfectamente distribuida y con muy fácil acceso a todas las instalaciones de los equipos.

Rio Yachts Espera 34

El puesto de gobierno, situado en el centro, es cómodo y queda bien protegido por el parabrisas. La consola contribuye a la bonita estética del barco.

Las palancas electrónicas de los MerCruiser están al alcance de la mano, la lectura de la pantalla resulta fácil y, en conjunto, todo el módulo de este puesto de gobierno, que destaca por su diseño, ofrece lo mejor. Está bien adaptado para pilotar a cualquier régimen, y delante del volante se puede ir cómodamente tanto de pie como sentados.

El puesto de gobierno, situado en el centro, es cómodo y queda bien protegido por el parabrisas. La consola contribuye a la bonita estética del barco.

Es un puesto de gobierno en el que no faltan los reposapiés, un espacio delante para depositar los pequeños objetos personales, en el que el parabrisas cubre lo necesario, y donde la relojería de los dos motores se integra en la estética de una consola bonita y bien equipada. Una parte destacable de este barco.

Rio Yachts Espera 34

El espacio principal de la cabina contempla una dinete convertible en cama doble. Los interiores disfrutan de buena luz natural gracias a la claraboya alargada de proa.

INTERIORES

En la estera 34 los interiores engañan: desde fuera parece que la cabina no vaya a ser nada del otro mundo y, una vez dentro, debido a la altura, la luz natural (tiene una claraboya estupenda en la proa) y la decoración con maderas claras, resulta ser más voluminosa y confortable de lo que se esperaba.

Rio Yachts Espera 34

El espacio principal de la cabina contempla una dinete convertible en cama doble. Los interiores disfrutan de buena luz natural gracias a la claraboya alargada de proa.

Está claro que en este barco el layout no admite grandes variaciones: la dinete a proa convertible en cama doble, una segunda litera doble bajo la bañera, a media eslora, más adecuada para niños o como rincón de estiba, y un aseo con ducha, lavabo e inodoro en el que no faltan detalles de buen gusto ni armarios.

Rio Yachts Espera 34

Bajo el piso dela bañera, a media eslora, se ha previsto una litera doble, más adecuada para niños o como espacio para estiba.

Una cabina que cubre el programa de crucero de fin de semana para cuatro personas, con lo necesario y que se complementa con la cocina exterior.

Rio Yachts Espera 34

El gabinete de aseo lo tiene todo dentro de unas dimensiones muy correctas.

NAVEGACIÓN Y CONCLUSIONES

Nos gustan los motores V8 a gasolina bien adaptados a un barco para correr. En esta Rio, no obstante, no resultan nada excesivos, porque las formas de la carena, por su calidad hidrodinámica, admiten mucha más potencia. Estos motores dentrofueraborda, equipados con caja de cambios digital y acelerador (DTS) son, a nuestro juicio, la mejor opción para este barco. Para una navegación de crucero de pocas millas o de media distancia, actualmente los motores de gasolina de última generación tienen consumos bastante contenidos, representando muchas veces la mejor la mejor solución para disfrutar de un par motor y de una aceleración más que notables, y ofreciendo al mismo tiempo unos niveles de ruido bajos y un peso adecuado, además de un mantenimiento bastante reducido.

Con los dos MerCruiser de 300 Hp el barco se disfruta a fondo, se comporta francamente bien, y no transmite la sensación de ser una superdeportiva radical, más bien al contrario, cumple con las prestaciones de un buen crucero de día deportivo, seguro y de navegación agradable.

Navegamos en Empuriabrava con mar rizada y algo de fondo, buenas condiciones —seguramente demasiado buenas para este barco— para meter gas a fondo sin el menor problema. Aunque la carena estaba sucia, lo que puede restar un par de nudos o algo más, esta Rio tiene una excelente salida, y en 6 segundos sale planeando. Mantenemos las palancas electrónicas de los MerCruiser a fondo, y en 14 segundos más el GPS de la pantalla multifunción marca los 37 nudos de punta a 4.600 rpm. Nos preguntamos si necesitamos más, y no. Es la potencia justa para esta eslora de casi diez metros. Retrasamos las palancas lentamente y establecemos un crucero de 28 nudos a 3.700 rpm, que es lo suyo, con un consumo óptimo de 1,53 litros por milla. Muy bien.

Rio Yachts Espera 34

La navegación, más que satisfactoria a cualquier régimen, nos hace llegar a la conclusión que este crucero se ha optimizado con estos motores. Es una daycruiser deportiva, sin excesos, que se comporta bien, fácil de manejar, y aunque en este caso el armador no deseó instalar un sistema de autotrimado, se disfruta controlando manualmente el asiento del barco a cada momento, lo que por otra parte resulta sumamente fácil. El barco es muy estable, divertido, seco y con la agilidad suficiente para no aburrir. Los 37 nudos (con el casco sucio) son una velocidad respetable —aunque, nos consta, que se pueden alcanzar los 42 nudos de punta a 5.000 rpm si está limpio—; y el régimen de crucero con un consumo tan bajo, es una ventaja interesante que pocos barcos de este segmento pueden ofrecer.

A las virtudes que esta Rio muestra en movimiento, añadimos la de una imagen atractiva, moderna, de corte puramente italiano, actual, con pequeñas soluciones bien aplicadas, como la funcionalidad de la bañera, con el desplazamiento del banco de popa, o los espacios luminosos y bien proporcionados de la cabina, o el cómodo y ergonómico puesto de gobierno situado en el centro.

Una Rio, esta 34 Espera —permítasenos el juego fácil de palabras— de la que se puede esperar mucho más de lo que se intuye, bien hecha, con una relación precio calidad justa, pero que “adolece” como la mayoría de los barcos de hoy en día, de una lista con accesorios opcionales que deberían estar en el barco sin suplemento alguno. Por lo demás, un producto muy atractivo que lo dejaríamos con estos motores, si bien se ofrece además con turbodiésel de 230 Hp, o gasolina de 260 Hp de la misma marca americana MerCruiser.

 

A destacar 

+ Diseño atractivo y elegante.

+ Funcionalidad y capacidad de transformación de la bañera.

+ Buena navegación y perfecta adaptación a estos motores V6 a gasolina.

 

A mejorar

– No estaría de más un espacio para estibar la arquillada del top bimini.

– Pantalla multifunción y ancla de inox opcionales.

– Las cornamusas en popa quedan algo bajas.

 

Características

Eslora total:   9,99 m

Manga:           3,40 m

Calado:           0,55 m

Desplazamiento:       5.500 kg

Gama de motorizaciones:    dentrofueraborda hasta 2×300 Hp gasolina; o 2×230 Hp turbodiésel.

Capacidad de combustible: 700 l

Capacidad de agua:  170 l

Plazas: 12

Categoría de navegación: B

Constructor: Rio Yachts, srl, 

Importador:   Nautic Service 07, S.L., 

Precio: 215.000 euros, con dos Mercruiser 6.2L de 300 Hp, y sin impuestos.

 

Motores

Marca y modelo:       Mercruiser 6.2L V8

Potencia:        300 Hp (220,7 kW)

Tipo:   dentrofueraborda gasolina inyección

Cilindros:        8 en V

Cubicaje:        6.200 cc

Rpm máx.:      5.000 – 5.400

Peso:   391 kg

 

Seguro METROmar-Fiatc

Prima del seguro básico a terceros: 146,80 euros.

Incluye, responsabilidad civil obligatoria y voluntaria; defensa y reclamación de daños; y asistencia marítima.

 

 

 

 

Rio Yachts Espera 34

2×300 Hp MerCruiser 6.2L Bravo 3 DTS

Rpm    nudos consumo l/h  consumo l/mn           autonomía mn

600      3          4                      1,3                              538

1.000   5,3       7,6                   1,43                            489

1.500   6,9       10,7                 1,55                            451

2.000   8,4       16,5                 1,96                            357

2.500   11        25                    2,17                            322

3.000   15,5     35                    2,25                            311

3.500   25        41                    1,64                            426

3.700   28        43                    1,53                            457

4.000   31        50                    1,61                            434

4.600   37        85                    2,29                             305

 

Tiempo de planeo:    6 segundos

Aceleración de 0 a máx.:      20 segundos

Autonomía:   en torno a unas 305 millas a régimen máximo; y unas 457 millas a régimen de crucero de 28 nudos.

 

CONDICIONES DE LA PRUEBA

Personas a bordo:     4

Combustible: 50%

Agua:  50%

Estado de la mar:      rizada y de fondo, con brisa