Imatge de portada

Barcos / Pruebas a Motor

<< VOLVER

Solaris Power 48 Lobster, la versión de crucero

13/02/21

Con las versiones Open y Flybridge, esta Lobster es la tercera alternativa de esta eslora de 48 pies, basado en una obra viva exclusiva de la marca, con una estética impactante por su belleza de líneas, que se ajusta al programa de crucero de gran autonomía, proporcionando una navegación verdaderamente confortable. L.B 

 

Solaris Power 48 Lobster navegando

Basada en la misma carena que la versión Open, esta Lobster se identifica fácilmente con la marca Solaris por su calidad y elegancia de diseño.

Solaris Power es una de las marcas a motor que mayor esfuerzo está realizando al haber creado una gama en un tiempo realmente corto. Y con notable éxito, porque lo que no es nada normal es que con uno de sus primeros modelos obtuviera el pasado año el European Power Boat of the Year (EPY 2020) con la versión 48 Open. Luego ha lanzado la versión Lobster, cabinada, y la Flybridge, similar a la Lobster, pero con puesto de mando arriba. Es decir, tres barcos basado en una misma carena.

Ahora el catálogo de Solaris dispone de ocho modelos: una eslora de 44 pies Open, estas tres citadas de 48 pies; dos 57 pies Open y Lobster; una 58 Open y una 70 Flybridge. El esfuerzo ha sido titánico ya que en muy poco tiempo este constructor italiano ha conseguido colocarse entre las primeras marcas europeas del mundo del motor.

Solaris Power 48 Lobster

De líneas estilizadas, el astillero combina en este barco las prestaciones de un barco tradicional y marinero cono el confort de un modelo da alta gama.

Cuando Giuseppe Giuliani, responsable del astillero Solaris, uno de los mejores constructores de veleros de Italia, le pidió a su amigo Norberto Ferretti que realizara el proyecto de una embarcación a motor de alto nivel, funcional, práctica, segura y elegante, el creador de uno de los más afamados astilleros a motor de Europa no dudó en recurrir a Brunello Accampora, arquitecto y diseñador de reconocido prestigio en este tipo de esloras, para que plasmara sus ideas. El resultado salta a la vista: el trío de expertos ha conseguido ofrecer un barco innovador reinventando el concepto de una lobster bajo los parámetros de una renovada estética, seguridad, calidad, buen gusto y funcionalidad.

La popa alberga el garaje bajo el solárium y presenta una plataforma integrada con una pasarela escala de baño hidráulica.

Está claro que la Solaris Power 48 Lobster, como la Open persigue estas características y, desde luego, las cumple satisfactoriamente.

Por otra parte, este modelo, que el astillero italiano brinda con las mayores posibilidades de personalización, figura en el catálogo con un equipamiento de serie que incluye más de lo indispensablemente necesario para navegar, reafirmado de este modo la propuesta de un producto de alta calidad, completo, en el que los opcionales son realmente equipos secundarios que enriquecen el barco, pero de los que se puede prescindir. Son opcionales, por ejemplo, una nevera de más, o la cabina de marinería, en este barco no obligada.

 

Solaris Power 48 Lobster

La proa de esta versión Lobster es idéntica a la Open, con una configuración walkaround y solárium sobre la cabina. La proa queda despejada al salir el ancla por la roda.

CUBIERTA Y BAÑERA

En esta eslora —con gran similitud a la versión Open— las prestaciones del espacio abierto destacan por varias particularidades. Las terrazas o balcones laterales, elemento que cada día está más presente en los modelos nuevos que salen al mercado en las más distintas esloras y programas; una configuración walkaround, con excelente protección de la cubierta; dos espacios principales para tomar el sol, uno delante (de las mismas dimensiones que en Open, porque la ubicación del parabrisas es la misma en ambos barcos) y otro en la zona de popa, complementado por la dinete con un sofá en forma de U que se transforma, ajustando la altura de la mesa, totalmente en solárium con tres cabezales.

Solaris Power 48 Lobster

Las formas redondeadas son un tributo a los carroceros de automóviles italianos.

Las formas de la popa son idénticas en las tres versiones, un ejercicio de diseño que esconde el garaje para albergar un anexo de hasta 2,5 metros de eslora. La plataforma de baño queda un par de escalones más baja que la cubierta, pero es amplia e incorpora escala y ducha. Un elemento que llama la atención es la escalera de servicio que va estibada en lo alto del techo. Ésta permite realizar tareas de limpieza arriba y, ocasionalmente, utilizar el solárium superior, ya que no falta una colchoneta.

Solaris Power 48 Lobster popa

A ambos costados las terrazas desplegables incrementan las posibilidades de uso de la cubierta.

La imagen mantiene el estilo clásico, jugando con materiales como la teca en la borda y en la cubierta, y herrajes de inoxidable, con las cornamusas que llevan grabada la marca. La pintura metalizada en azul —una especie de barniz, no gelcoat— es impactante, y realzan la calidad y el bello diseño basado en formas curvas, armoniosas que identifican esta marca (según el astillero estas formas son un tributo a los grandes diseñadores de automóviles italianos y, como no, a la elegancia de los barcos tradicionales de pesca americanos).

Solaris Power 48 Lobster puesto de gobierno

El puesto de gobierno es monoplaza, con una consola presidida por una gran pantalla con toda la información de la navegación y de los motores.

PUESTO DE GOBIERNO

En la Lobster el puesto de gobierno es monoplaza y el asiento no admite acompañantes. Es un puesto menos vistoso que el de Open por razones de funcionalidad, bien resuelto, con espacio para toda la instrumentación necesaria, planteado en dos superficies, una horizontal con el piloto automático, el joystick de los Volvo Penta IPS, el cuadro de interruptores del barco y dos indicadores de los motores. Y en la consola frontal una gran pantalla de Garmin que presenta toda la domótica del barco, la navegación y la información de los motores.

Solaris Power 48 Lobster puesto de gobierno

Solaris Power 48 Lobster

Es el resultado de la firma americana con la italiana para ofrecer toda la información imaginable en un solo instrumento que se puede dividir en partes combinando las distintas funciones. Nada mejor para un barco como éste. Las palancas a la derecha, bien ubicadas, y el asiento fijo, pero con buena altura. La visibilidad es perfecta, si bien en este barco el salón no destaca por sus grandes cristaleras laterales.

Un puesto cómodo y bien adaptado las funciones de crucero de este barco.

Solaris Power 48 Lobster interiores

Los interiores se reparten a dos niveles. Arriba el salón con la cocina y el puesto de gobierno que, en este caso adoptan una decoración sobria, elegante y funcional.

INTERIORES

A veces no nos gusta comparar, pero entre la Open y esta Lobster preferimos la abierta por dos razones. Una: es más mediterránea la abierta; y dos, esta Lobster, realizada según los gustos del armador, no se ajusta a lo que se hubiera esperado de una cabinada. A veces los armadores con sus preferencias personales optan por distribuciones que no son las más atractivas, o comerciales. En el modelo Lobster se puede optar por una, dos o tres cabinas en la zona de noche, con uno, dos o tres aseos, aunque la tercera cabina es para marinería, pero la zona superior se mantiene igual en todas.

Solaris Power 48 Lobster cocina

La cocina se reparte a ambos lados junto a la entrada. El equipamiento es de calidad y no se echa en falta nada.

Los interiores están a dos niveles, arriba el salón, la cocina y el puesto de gobierno, todo dentro de un estilo bastante minimalista, sencillo pero elegante; y en la parte inferior la zona de noche.

Arriba encontramos algunos accesorios interesantes, como el pasamanos en el techo, como en los veleros, para agarrarse, detalle que deberían adoptar muchos barcos. La cocina, en dos partes, presenta en un lado los fogones y la nevera, y en el opuesto el fregadero con armario debajo. Un distintivo de la elegancia y el estilo de Solaris es que todo queda cubierto por las respetivas tablas de madera dejando superficies limpias y despejadas. El sofá del salón en forma de U acomoda hasta cuatro personas y la mesa se puede ajustar para formar una litera de emergencia. No nos convence, no obstante, el limitado tamaño de las cristaleras laterales —sometidas al diseño del barco—, por lo que el salón, no es tan luminoso como en la mayoría de los barcos actuales, cuya tendencia es ofrecer vistas panorámicas. Aquí no.

Solaris Power 48 Lobster cabina

En esta versión de una sola cabina, la cama de matrimonio ocupa la proa sin estar aislada.

La versión que navegamos, en el nivel inferior destinado a la zona de noche presentaba una litera de matrimonio a proa con dos armarios roperos, y un aseo completo. En el centro queda un gran salón, con sofás a ambos lados, y mucho espacio libre, con un rincón a modo de bar, y otro para ubicar servicios (que sería la cabina de marinería).

Solaris Power 48 Lobster

Un espacio para servicios se ubica donde en otras versiones está la cabina de marinería.

No es desde luego, la distribución más atractiva, al menos en esta zona, aunque, por otra parte, la decoración, los acabados y la combinación de tapicerías y madera están a la altura que ofrece Solaris.

El único aseo de esta distribución presenta unas magníficas dimensiones, con ducha independiente.

Por otra parte, el astillero recomienda la opción con dos cabinas y, opcionalmente, la de marinería, distribución mucho más razonable para este barco de más de 13 metros.

 

NAVEGACIÓN Y CONCLUSIONES

El Solaris 48 Lobster, ya lo hemos dicho, juega con mucha ventaja. Es el mismo barco que ganó el pasado año el EPY 2020, o sea el mejor barco de Europa en su categoría. A partir de aquí, las prestaciones son prácticamente las mismas, con la diferencia que varía en un nudo o un nudo y medio la velocidad máxima y el régimen de crucero por tener más peso con la estructura de la cabina, lógicamente. La misma motorización y condiciones de mar y viento muy similares nos llevaron esta vez a navegar esta lobster en aguas de La Spezia a unas 50 millas por mar al sur de Génova.

Podemos decir que este barco lo hemos navegado tres veces, dos para la anterior prueba de la versión Open (véase N&Y nº46) y ahora ésta versión Lobster, cabinada.

Con los nuevos IPS650 D6-480 de Volvo Penta, esta 48 Open disfruta de la potencia adecuada para
un programa de crucero de altura, brindando un excelente comportamiento y un consumo más
que razonable.

El Solaris Power 46 Lobster encuentra la potencia ideal con los Volvo Penta IPS650 de 480 Hp, ajustada al programa que se desea ofrecer con este barco. Aunque se ha concebido para un programa de crucero, tiene una salida en planeo bastante aceptable, ya que lo alcanza en 8 segundos y en 17 más se pone a su máxima de casi 32 nudos. No es un barco especialmente rápido, pero la potencia está acorde a su programa de crucero.

La 48 Lobster tiene un comportamiento muy suave. Su proa, recta, desafía la ola con solvencia, la corta sin el menor inconveniente, sin el menor pantocazo, sin generar rociones sobre la cubierta. El sistema de trimado automático de Volvo Penta, denominado Trim Assist, trabaja a la perfección. Pero esta forma de navegar sobresaliente se debe a un secreto: en la salida de aguas, en su parte central, la carena presenta una pequeña hendidura a modo de mínimo semitúnel que ayuda eficazmente a ganar en planeo y en estabilidad direccional. Es un diseño de carena patentado que, además, funciona. Porque todo hay que decirlo, a veces se aplican formas hidrodinámicas que no dan los resultados esperados, pero en este caso sí. Con estos nuevos motores que Volvo Penta ha mejorado en varios aspectos, podemos mantener un régimen de crucero de unos 22,4 nudos con todo confort y, con el gas a fondo, logramos poner el barco a casi 32 nudos de punta teniendo en cuenta que el barco estaba algo sucio, por lo que es razonable que se puedan perder un par de nudos. Para los amantes de la navegación en desplazamiento para largas distancias bastarán los 9,5 nudos a 1.500 rpm, con el fin de obtener una autonomía 660 millas con un consumo de 2,4 litros por milla.

Otro aspecto a tener en cuenta es el asentamiento en navegación, distinto de lo habitual en estos barcos, ya que tiene los motores con IPS bastante adelantados en comparación a su ubicación habitual, lo que influye en la forma de navegar, con la proa siempre bastante baja, pero lo justo para no clavarla, navegar bien y favorecer la visibilidad desde el puesto de gobierno.

En todo caso, este Solaris Power merece un sobresaliente en navegación, en confort, en nivel acústico, y en capacidad de maniobra dentro de puerto gracias al joystick que incorpora de serie.

Barco de alta gama, impecable en diseño y construcción, con un equipamiento estándar por encima de la media en este tipo de producto, muy buen navegante, pero con la distribución de la zona de noche menos atractiva de las tres que propone el astillero. En todo caso estamos ante un barco que ha es el mejor de Europa en el año 2020, pero en versión crucero.

 

A destacar 

+ Calidad constructiva y con buenos acabados.

+ Navegación muy marinera, bien adaptada a los IPS.

+ Diseño único, de gran belleza de líneas.

 

A mejorar

– El tipo de distribución en la zona de noche en la unidad probada.

– Zona de noche algo desangelada en la versión con una sola litera.

– Salón no excesivamente luminoso y limitada vista panorámica.

 

Características 

Eslora total:       14,86 m

Eslora de flotación:        13,40 m

Manga: 4,87 m

Calado: 1,05 m

Desplazamiento:             14.750 kg

Gama de motorizaciones: Volvo Penta IPS 600 de 435 Hp; IPS650 de 480 Hp

Capacidad de combustible:        1.500 l

Capacidad de agua:        430 l

Plazas: 12

Categoría de navegación: B

Constructor: Solaris Power,

Importadores:  Yacht Center Palma S.L.,  / Náutica Mengual,

Precio: 1.092.000 euros, versión una cabina con dos Volvo Penta IPS 650 de 480 Hp, y sin impuestos.

 

Motores

Marca y modelo:             Volvo Penta IPS 650

Potencia:            480 Hp (353 kW)

Tipo:     pods turbodiésel inyección

Cilindros:            6 en línea

Cubicaje:            5.500 cc

Rpm máx.:          3.700

Peso:    920 kg

 

Seguro METROmar-Fiatc

Prima del seguro básico a terceros: 262,73 euros.

Incluye, responsabilidad civil obligatoria y voluntaria; defensa y reclamación de daños; y asistencia marítima.

 

 

 

Solaris 48 Lobster

2×480 Hp Volvo Penta D6 IPS 650

Rpm      nudos   consumo l/h      consumo l/mn  autonomía mn/l              autonomía mn

600         4,3          2,3                          0,4                                         1,869                                     2.804

1.000     6,4          7,1                          0,9                                         0,901                                     1.352

1.500     9,3          21                           2,4                                         0,442                                     664

2.000     11,7       43                           3,7                                         0,272                                     408

2.500     17,8       78                           4,4                                         0,228                                     342

2.900    22,4       104                        4,6                                         0,215                                     323

3.000     22,9       116                         5,2                                         0,197                                     296

3.480     29,2       153                         5,4                                         0,190                                     286

3.710     31,9       186                         5,9                                         0,171                                     257

 

Tiempo de planeo:         8 segundos

Aceleración de 0 a máx.:             25 segundos

Autonomía:       en torno a unas 257 millas a régimen máximo; y unas 323 millas a régimen de crucero de 22,4 nudos.

 

CONDICIONES DE LA PRUEBA

Personas a bordo:           7

Combustible:    60%

Agua:    30%

Estado de la mar:            llana y brisa.