Imatge de portada

Equipo / Equipamiento

<< VOLVER

Volvo Penta, primer sistema de atraque asistido totalmente integrado

16/08/21

La nueva tecnología de automatización del atraque asistido le da al capitán un nivel completamente nuevo de control a la hora de amarrar. 

Anders Thorin, Electronics Product Manager de Volvo Penta, muestra el funcionamiento del sistema de atraque asistido. © Photo by Sören Håkanlind / Copyright

 

Volvo Penta anunció el pasado enero durante el Consumer Electronics Show de Las Vegas, EE.UU, la disponibilidad comercial del primer sistema de atraque asistido completamente integrado. El sistema le da al capitán un mejor control al atracar un barco al automatizar sus intenciones, compensar algunas variables dinámicas, como el viento y la corriente, y ayudar al barco a mantenerse en el rumbo previsto.

El atraque puede ser uno de los aspectos más estresantes y desafiantes de la navegación, incluso para los patrones más expertos ya que las consecuencias de equivocarse pueden resultar muy caras. Si a esto sumamos puertos deportivos abarrotados, vientos y corrientes fuertes y una tripulación inexperta o que tengamos que hacerlo en solitario la maniobra puede resultar incluso bastante peligrosa.

Actuando sobre el joystick se logra un control absoluto de la maniobra con la mínima intervención del timonel.

Para ayudar a los patrones a solventar estas dificultades, Volvo Penta ha llevado su tecnología de atraque con joystick y sus soluciones de ayudas a la navegación a un nuevo estadio. Su sistema de atraque asistido integra una capa de software desarrollada internamente con el sistema de posicionamiento dinámico basado en GPS de la compañía y los sistemas de rendimiento internos patentados para ofrecer un paquete completo que incluye interfaz hombre-máquina en el timón, electrónica a través del motor, sistemas y sensores de propulsión, y potencia de procesamiento de navegación avanzada.

“Cuando lanzamos nuestra tecnología de joystick en 2006, la funcionalidad de maniobras y control que aportó a la navegación de recreo sacudió a la industria”, explica Anders Thorin,  Electronics Product Manager de Volvo Penta. “Desde que presentamos nuestro sistema de control electrónico (EVC), que conecta y administra las comunicaciones internas entre el motor y la transmisión, el joystick y la pantalla de visualización para que el patrón pueda controlar todo, hasta nuestro sistema de posicionamiento dinámico (DPS), que mantiene automáticamente el rumbo y la posición de un barco, hasta ahora, con el lanzamiento del sistema de atraque asistido, hemos dado un gran salto para facilitar la navegación”, concluye.

El panel de controles simple y claro.

 

¿Cómo funciona?

El sistema de acoplamiento asistido consta de un joystick que controla la entrada de dirección y la antena del sistema de posicionamiento dinámico basado en GPS para conocer la posición y el rumbo exactos. El patrón maniobra la embarcación con el joystick, informando así al sistema de hacia qué dirección debe dirigirse y a qué velocidad. Si mueve el joystick hacia adelante, el sistema traza una ruta directa desde el barco y este comienza a seguir una línea recta con la velocidad indicada. El sistema de atraque del barco también tiene en cuenta viento, corriente y el sistema EVC, actualizado con software desarrollado internamente, compensa para garantizar que el barco siga las intenciones del capitán.

Lo hace calculando ángulos de dirección y el empuje, luego actúa sobre la deriva y hace que el barco vuelva a su rumbo previsto. El sistema de atraque del barco mantiene este rumbo afinando constantemente estos parámetros.

El sistema de Volvo Penta ofrece precisión en el acercamiento lateral al muelle y ajustar la posición sin derivar.

Las principales características del sistema son: movimiento en línea recta sin compensación manual, parada, funcionalidad de maniobras lentas, rotación alrededor de un punto fijo, micro reposicionamiento y alineación y empuje lateral para atraque lateral.

Cierto que, pese a esta hazaña técnica, aún se necesita a alguien al timón, pero el sistema compensa constantemente motor y transmisión para ayudar a garantizar que la embarcación se mueva como pretende el patrón.

 

El sistema están ya disponible para su instalación en nuevos modelos de embarcaciones y como una opción actualizable para los yates a motor equipados con IPS Volvo Penta de entre 35 y 120 pies de eslora, lo que requiere poner al día el software y una nueva antena.

>> volvopenta.com